martes

Cuidado y preparación del huerto en el jardín



El tener un huerto con hortalizas en el jardín es una cosa que últimamente esta en auge. De está practica se derivan unos resultados que son auténticamente envidiables pues los productos que genera nuestros huertos son de la máxima calidad y completamente ecológicos. A todo esto añada las magnificas horas de entretenimiento que pasaremos dedicados a nuestro huerto.


Siguiendo unas normas básicas de aprovechamiento y cuidado del huerto, podremos conseguir tener una fuente de verduras y vegetales todos los meses de año, de una gran calidad y lo mejor de todo, ¡En nuestra propia casa!. Un fruto de nuestro huerto recién cortado es una cosa completamente distinta a los que se pueden conseguir en los lineales de compra de los supermercados, un vegetal recién cortado del huerto apenas ha perdido la vitamina y minerales que nos puede aportar. Además de estos aporte nos dará tiempo salud y entretenimiento con las horas que le dediquemos.

A la hora de preparar y planificar nuestro huerto debemos tener en cuenta algunas cosas básicas, como por ejemplo el terreno que destinaremos a este apartado. Obviamente esto dependerá del terreno del que dispongamos, pero para que nos hagamos una idea con una parcela de aproximadamente unos 20 metros cuadrados podremos cultivar para todos los meses del año, el terreno debe de ser arenoso o arcilloso y que drene bien el agua acumulada. Las labores de riego y abono deben ser planificadas con antelación, así mismo debemos tener en cuenta los factores climáticos y tener presente que una helada puede dar al traste con el trabajo de muchos meses.

El calendario de plantación es muy amplio teniendo cada época una especies determinada, muy pocas especies se pueden plantar durante todo el año en concreto nos refererimos al rábano y a los guisantes. El mes predilecto de los vegetales es septiembre aquí se puede plantar la mayoría de las hortalizas apio, remolacha, pepino, sandias, tomates, acelgas maíz y pimientos.

¿Como realizamos la plantación? Que utilizamos semillas o plantines, esto es solo una cuestión de impaciencia, si esta deseoso de obtener resultados puede ser una buena opción el recurrir a los plantones de viveros, si no tiene prisa puede optar por la amplia variedad de semillas que hay en el mercado. Lógicamente si el huerto es antiguo y hemos obtenido frutos en años anteriores podemos utilizar las semillas de plantas antiguas, ha esta técnica se le denomina multiplicación, por el contrario las semillas de mercado nos ofrecen más garantía al estar tratados contra enfermedades y plagas, aunque muchas de estas tienen un desarrollo mas lento.

Por último nos queda organizar los cultivos dentro del huerto, esto se logra dividiendo el huerto en parcelas (mínimo 4), en cada una de ellas se cultivara una especie distinta. Hemos de tener presente a la hora de hacer el replanteo la naturaleza de cada especie y también de las que las van a rodear para aprovechar al máximo tanto la luz solar como el agua y el aire para poder sacar el máximo rendimiento al terreno. Para evitar que un pisotón accidental o alguna animal estropee nuestro trabajo es muy conveniente cercar nuestro huerto con una malla metálica o platica o bien algún otro tipo de cerca.

Vía: planetaverde.cl

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Deja tu comentario aquí.